Niños descalzos, más inteligentes

Los niños la mayoría de ocasiones están deseando llegar a casa para quitarse rápidamente la chaqueta y sobre todo los zapatos. A todos los niños les encanta andar descalzo, sentirse libres y poder permitir al pie sentir el frescor del suelo y las diferentes texturas que podemos llegar a tocar con las plantas de los pies.

El pie del bebé y sus sensibilidad

Los pies del bebé son sensibles, y cuando empleamos esta palabra, hablamos de la experiencia necesaria que estos recogen con su tacto, el cual es indispensable para desarrollarse neurológicamente. La información que recogen a través de los pies es sumamente necesaria para reconocer y saber del mundo que les rodea, aprender a adquirir diferentes posturas del pie, fortalecerlo y un sinfín de pequeños pero importantísimos detalles que ayudan a formar mental y físicamente a un futuro adulto.

Calzar en exceso al bebé no ayuda en su desarrollo

Los mayores solemos calzar a nuestros bebés a menudo, privándoles de la comunicación que puedan recibir del exterior, también de poder ejercitar sus pies y su futura forma de caminar, y de la posición y movimiento de sus pies en relación con el espacio, todo ello relacionado con el sistema nervioso central.
Los medios de comunicación con los spots publicitarios, y la mala información al respecto, han hecho que al bebé hasta los 9 ó 12 meses lo calcemos de modo innecesario cuando sus acciones deberían de permitirle estar en contacto directa y continuamente con su entorno inmediato.

Estudio sobre Podología preventiva:
niños descalzos igual a niños más inteligentes,
Isabel Gentil

Un estudio desde el que se hace una dura crítica a los anuncios de zapatos para edades preandantes, y a las opiniones exageradas de los pediatras, de calzar a los bebés que o están en edad de correr, y mucho menos de endar. Se reconoce lo ya mencionado anteriormente de manera rigurosa, y explica recalcando la importancia;

  • maduración del sistema nervioso
  • interacción y aprendizaje del y con el mundo que les rodea
  • necesidad de aprender por experiencias que recibe

En definitiva, Isabel gentil en su amplio estudio, clarifica las razones del porqué no poner zapatos a niños que no tienen edad de andar, salvo para realizar función de abrigo. Estos ejercen presión, restan sensibilidad e impiden una información directa con el entorno, a la vez que un auto conocimiento constante sobre ellos mismos.

Peculiaridades que debes saber de los pies

El pie es una compleja pieza de articulación que posee el 25 % de los huesos del cuerpo humano. Un engranaje perfecto que bien cuidado y calzado, nos permite mantenernos erguidos y también la importante virtud de caminar. Posee una entramada estructura como centro de receptores nerviosos, que influyen directamente en el equilibrio y cuyo reflejo nos habla de toda nuestra estructura corporal.
Con todo esto, nuestro pie encierra grandes enigmas y peculiaridades dignas de ser conocidas, algunas de ellas pertenecen a la historia del ser humano.

Nuestros queridos pies…

  • Fue en la época romana, cuando se inventó un zapato o sandalia diferente para pie izquierdo y derecho, respectivamente.
  • Leonardo Da Vinci, inventó un despertador que rozaba suavemente los pies, hasta sacarte del sueño.
  • Si quieres comprar calcetines y no tienes claro tu talla, tan solo bastará con medirlo con el dedo dentro de tu puño cerrado: su diámetro es el mismo que el largo de tu pie. Ambas extremidades son iguales de largas.
  • Una persona camina entre 8000 y 10000 pasos al día, lo que en su vida serán aproximadamente 190000 km.
  • Cada pie es diferente a otro, no hay dos iguales en el mundo, ni siquiera entre los dos de una misma persona.
  • La huella que deja nuestro pie al caminar descalzos, es totalmente única y exclusiva.
  • Los pies de las chicas, crecen únicamente hasta los 14 años.
  • Hay más de 200 glándulas sudoríparas en nuestros pies, por lo tanto es la parte del cuerpo que más suda.
  • La planta del pie, por sus receptores nerviosos, es la zona más sensible de nuestro cuerpo, por ello las cosquillas son casi inaguantables.
  • Correr produce una presión en nuestros pies, de cuatro veces nuestro peso corporal.
  • El tamaño del pie varía según la hora del día, por eso para comprar el calzado se recomienda siempre por la tarde que es cuando más inflamado está, sino correremos el peligro de que nos duela o no nos entre bien el pie, si lo hacemos en otro momento del día.
  • Los pies en personas obesas se ensanchan durante el transcurso del día, y los de las personas menudas, más largos.
  • Los pies de los niños están creciendo continuamente, por eso los especialistas aconsejan medirlos cada tres meses a lo sumo.
  • Las mujeres sufren a lo largo de sus vidas, más problemas de pies que los hombres, y está demostrado que es debido a su mal calzado.

No olvides que un buen calzado no solo te ayuda a sobrellevar cualquier dolencia de los pies, sino que los evitaría. Un buen zueco sanitario, además contribuye a tener buenos pies y un caminar sano.

Evita las ampollas en los pies

Las ampollas es un daño que suele producirse más en tiempo de verano, aunque también en en invierno. Se produce por un roce, frote o fricción inconveniente en la piel causada, por el sudor, por mantener o tener el pie plano, o por un zapato incorrecto.

El sudor, gran enemigo del pie

El sudor suele ser el gran enemigo del pie en todas las épocas del año, ya que hay personas que sudan en exceso y eso hace que la piel se reblandezca y favorezca no solo los hongos, sino también, las temidas ampollas. También suele ser producido por un calzado nocivo, así pues, para evitar las ampollas, lo primero y más conveniente es evitar el sudor en todo momento, con un calzado fabricado con materiales apropiados, es decir, que sean porosos, flexibles, anti-sudor e impermeables.

Sandalias y buen tiempo

Las altas temperaturas hacen que sea necesario destapar el pie y usar sandalias frescas y cómodas. Estas, si no las elegimos bien, también pueden ayudar a que salgan las dolorosas ampollas, ya que llevarlas demasiado holgadas, y/o de materiales dañinos que están en constante contacto con la piel del pie, puede ser la combinación perfecta para una dolorosa ampolla debido al mal roce constante e insistente. La sandalia debe ir sujeta al pie, pero no apretando, debe tener su anatómico espacio natural para realizar el juego del pie al caminar.

Pie sin humedad, pero hidratados

Una cosa es que el pie esté húmedo por el sudor, que genera bacterias y facilita heridas, ampollas y hongos, y otra diferente es una piel limpia, suave e hidratada. La hidratación favorece la libre motilidad del pie y que la piel sobrelleve bien estos movimientos. No hay que olvidar que la piel es el mejor aislante del cuerpo siempre y cuando la mantengamos en óptimas condiciones, por ello utilizar una crema emoliente, y en ocasiones una vaselina para el pie, ayudará a formar una película que evitará las malas fricciones, rozamientos y también ampollas.

Sandalias y Calzado sanitario

El pie se pasa su vida envuelto en un calzado, trasladándonos con nuestro peso de un lugar a otro. Con calor, frío, y a veces con diferentes contratiempos de salud que merman nuestras capacidades al caminar. Por todo ello, nuestros pies merecen un calzado, que nos garanticen la buena salud para ellos, como nuestro calzado o zueco tipo sanitario.

Lo que tus pies esconden

Nuestro cuerpo es un pequeño universo, y cada parte de él revela aspectos de nuestra personalidad y de las raíces de donde venimos. Así pues, nuestros pies también son una zona donde según la manejemos y cómo sean, encontramos en ellos una gran fuente de información sobre nosotros y nuestro modo de funcionar e interaccionar en la vida.
La neuróloga Jane Sheehan realizó un estudio muy interesante, donde nos aclara como decodificar la información que encontramos en la morfología de nuestros pies.

“Vamos a leer nuestros pies”, Jane Sheehan

La neuróloga se basa en estudios realizados con miles de pies sobre la estructura y desequilibrios hechos por el modo de caminar; Jane se planteaba, de qué modo caminamos al estar felices?, de qué modo andamos cuando estamos tristes ?, y cuando estamos furiosos? Todas y cada una de estas emociones provocan en nuestros pies impactos que marcan nuestro modo de caminar e interrelacionarnos con ellos en nuestra vida y nuestro medio.

Tipos de pies según Sheehan


Cada impacto que nuestros pies reciban con nuestras sensaciones determinan su morfología y conducta. Ello, junto con el genoma y la morfología que indique de nosotros, hace que para Jane Sheehan sea sencillo saber de nuestros orígenes por la forma de los pies.

A. Pie Griego. Pies en los que los segundos dedos son algo más largos que el gordo. Parece que los dedos tiendan a ser un triángulo, y los tres primeros más preponderantes..
Son personas excesivamente activas, a las que estar paradas les parece que es
desaprovechar el tiempo. Su entusiasmo es contagioso, y a menudo disfrutan de la
necesidad de realizar ejercicio físico. Tiene problemas de estress, que deben
aprender a gestionar, aunque bien es cierto que son buenos en la dirección de
empresas o grupos de personas.

B. Pie Cuadrado. Se caracteriza por tener todos los dedos casi del mismo tamaño, o longitud similar, incluido el dedo gordo. denominados también como pies de campesino, son personas muy analíticas que sobrepesan un lado y otro de la balanza cuando deben de tomar cualquier decisión o tomar un camino.
No son nada extrovertidas ni expontáneas, y rehúsan tomar decisiones a la ligera.

C. Pie de Egipcio. También llamado pie de aguja o pie de agua. Estos pies están relacionados con personas utópicas y soñadoras, que tienen inclinación para eludir la realidad con bellos ideales. tendentes al romanticismo, su carácter suele ser voluble y rebelde en cuanto a normas.

D. Pie Romano. Es el pie más común, y su forma se caracteriza porque el tamaño de los dedos, a partir del gordo, va descendiendo en escala, siendo el más armónico y proporcionado. Sus pies denotan una personalidad simpática, sociable y extrovertida. Les encanta viajar y conocer gentes y lugares de diferentes civilizaciones.

Reconoce tu tipo de pie y personalidad, y no olvides cuidarlos del mismo modo que cualquier otra zona del cuerpo, incluso más. El calzado que elijas para ellos, también dice mucho de tí, y tu modo de mimarlos. En nuestra web www.zuecoscomodos.com, les ponemos la vida más fácil y feliz.

Propiedades de nuestros materiales estrella: TPE y EVA

El material EVA, llamado en realidad, copolímero de etileno y acetato de vinilo, junto con el TPE, son buena parte de nuestros materiales estrellas que de manera inteligente y previos estudios científicos, más se utilizan en la fabricación de artículos específicos, también en suelas, plantillas y zapatos de trabajo especiales, en botas, o incluso zuecos sanitarios.

Propiedades beneficiosas en zapatos de trabajo y zuecos sanitarios

El copolímero de etileno, o EVA, es tan elástico con el que se puede crear un material igual de poroso que el caucho y manteniendo sus especialidades, pero con una grandísima resistencia y flexibilidad tan alta que supera la de muchas otras materias.

Precisamente son sus cualidades perfectas las que hacen hoy por hoy, que nuestros productos tengan las mejores ventajas.

  • protección en todo tipo de impactos, al caminar, correr, o tropezar.
  • gran resistencia en roturas
  • de gran impermeabilidad y resistencia al agua
  • resistencia a rayos ultravioletas
  • no absorbe olores
  • totalmente antideslizantes
  • gran incapacidad en crear micosis y/o bacterianas
  • aislantes térmicos y acústicos.

Las propiedades en material TPE radican en su flexibilidad y facilidad para volver a su estado natural, no absorben agua, es higiénico, con aislamiento térmico e incluso acústico.

Ambos son más beneficiosos en su fabricación para el Medio ambiente, ya que requieren de muchos menos productos tóxicos, además, puede ser tirado, quemado o reciclado para lo que se desee.